Mauro Ruiz, insigne maestro Bernardino

Redacción: Larry Paucar

Quien no recuerda las clases magistrales, del profesor Mauro Ruíz, donde siempre aconsejaba a sus estudiantes a tener responsabilidad en los estudios y en el camino de la vida.

“Dos cosas tengo que compartir con ustedes: la primera, educarlos para la vida; y, la segunda, enseñarles el castellano” eran las palabras del recordado docente de los bernardinos Mauro Ruíz Sánchez, que las mencionaba antes de comenzar a dar clases y que muchos las recuerdan. Hace 10 años se jubiló, pero su deseo siempre fue irse preparando sin importar la edad.

Este recordado maestro contribuyó en el ámbito académico por alrededor de 46 años en el emblemático Bernardo Valdivieso, asimismo, en la Universidad Nacional de Loja y en la Unidad Educativa Mariana Córdova de Sotomayor. “49 años de mi vida dediqué a la docencia”, resaltó en nuestro diálogo. Para él era muy importante que sus alumnos aprendieran sus tres reglas: palabras agudas, graves, esdrújulas, además del diptongo y hiato; sobre todo a escribir bien. Ruíz proviene de la parroquia Malacatos, tiene una  familia conformada por su esposa y tres hijos. Es un amante del idioma francés, en su niñez lo invadió la curiosidad por conocer un libro de gran tamaño que guardaba su abuela, ella le confesó que se trataba de un idioma que se hablaba lejos, de ahí nace su amor al francés, años más tarde tuvo la oportunidad de prepararse en la ciudad de Grenoble (Francia) luego regresó a Loja donde participó en concurso de merecimientos para el área de idiomas en la Universidad Nacional de Loja, y se quedó como docente en francés.

Tras 49 años en la docencia, se jubiló sin embargo no dejó de preparase, le apostó a la música matriculándose en el Conservatorio Anton Bruckner donde se graduó de violinista. En la actualidad tiene 79 años, conserva su amor por la lectura y también le dedica tiempo a sus plantas, cuando está de buen humor toca el piano y el violín, nos dice entre risas.  Este notable docente relata que tiene una enorme satisfacción, sus ex alumnos hoy en día son grandes profesionales, las muestras de cariño lo recibe cuando sale a la calle, los estudiantes que un día formó; lo saludan, lo abrazan.

Haciendo memoria de sus anécdotas recuerda que una vez fue a sacar un certificado médico, continuando con sus trámites, le dan una receta, y le dice al Doctor; la receta está rara, en un lado dice cortesía, le pregunté, esto que significaba y le dijo, yo fui su alumno, usted me enseñó a escribir con tinta y pluma… Así hay varias historias, esos son los pagos de la vida cuando un profesor se entregaba con amor y pasión.

12 thoughts on “Mauro Ruiz, insigne maestro Bernardino

  1. Tuve la suerte de ser su alumna en el colegio La Porciuncula y también en la Universidad. En el colegio nos daba literatura, ahora que vivo en Madrid lo recuerdo mucho precisamente por sus clases y por las muchas obras literarias que como tarea nos mandó a leer.GRACIAS MAESTRO POR sus enseñanzas. Un abrazo a la distancia lleno de cariño y gratitud

  2. Very nice post. I just stumbled upon your weblog and wished to say that I’ve truly enjoyed surfing around your blog posts.

    After all I’ll be subscribing to your feed and I hope you write again very soon!

  3. Magnificent beat ! I would like to apprentice while you amend
    your site, how can i subscribe for a blog site?
    The account helped me a acceptable deal. I had been tiny bit acquainted
    of this your broadcast offered bright clear idea

  4. Its like you read my mind! You appear to know so much about this, like
    you wrote the book in it or something. I think that you could do with a few pics
    to drive the message home a little bit, but other than that,
    this is magnificent blog. An excellent read.
    I’ll definitely be back.

  5. Hi my family member! I wish to say that this
    post is amazing, nice written and come with almost all significant
    infos. I’d like to peer extra posts like this .

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *